El sismo de Acambay

El sismo

El día 19 de noviembre de 1912 ocurrió un sismo con magnitud aproximada de 6.9, localizado en el poblado de Acambay, Estado de México.  Se considera como uno de los sismos más importantes en la historia sismológica de México.

Este sismo quedaría ensombrecido por la Revolución Mexicana, justo un año antes, en noviembre de 1911, Francisco I. Madero había rendido protesta como Presidente de la República.

El gobernador del Estado de México en ese momento Manuel Medina Garduño, tampoco se detuvo ante la destrucción de Acambay  y las poblaciones aledañas. Medina partidario del maderismo, estaba más concentrado en la inestabilidad política que se vivía en el país. Adicionalmente la situación empeoró por las heladas y nevadas posteriores.

Réplicas

El sismo del 19 de noviembre de 1912, por su magnitud y sus características tectónicas, presentó un número importante de réplicas. Según Urbina y Camacho (1913), el sismo de Acambay tuvo aproximadamente 60 réplicas entre el 19 de noviembre de 1912 y el 15 de abril de 1913.

Daños

Los efectos de este evento sísmico se basan principalmente en textos periodísticos de la época. Además de los daños materiales en Acambay y Tixmadejé, se tiene el reporte de que más de 100 personas perdieron la vida y hubo más de 700 damnificados, casi la mitad de la población. En la Ciudad de México, donde el sismo de Acambay pudo haber alcanzado aceleraciones hasta de 9.7 cm/s2 (Singh et al. 2011).

Rescatistas de la Cruz Blanca y Cruz Verde llegaron a la zona a ayudar a los damnificados e instalaron un campamento detrás de las ruinas del templo de San Miguel. La ayuda internacional a través de La Embajada de Alemania proporcionó material para la reconstrucción de las viviendas. Mientras el gobierno de México envió una comisión del Ministerio de Gobierno a la zona de Acambay. Luego de esa visita, se designó a una comisión del Instituto Geológico de México para acudir a las comunidades dañadas con el fin de revisar los daños y estudiar el fenómeno.

En 1913 se inició la reconstrucción que tardó más de una década y cambió el aspecto del poblado. Se perdieron edificios de gran valor arquitectónico como la antigua Iglesia, se construyeron nuevas edificaciones que cambiaron la imagen del municipio.

Este sismo marcó el precedente de que es posible que ocurran sismos grandes, de magnitudes cercanas a 7, con epicentro en la región central del país, y que pueden afectar a la Ciudad de México de forma importante.

http://www.ssn.unam.mx/sismicidad/reportes-especiales/1912/SSNMX_rep_his_19121119_acambay_M69.pdf

http://ceape.edomex.gob.mx/sites/ceape.edomex.gob.mx/files/Acambay.pdf

https://www.eluniversal.com.mx/metropoli/cdmx/cronologia-el-sismo-olvidado-de-acambay

https://www.eluniversal.com.mx/metropoli/cdmx/el-gran-sismo-que-ignoro-la-revolucion

Escribe aquí tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s